martes, 22 de enero de 2013

LA SOLAPA DE LAS CHAQUETAS



Se llama solapa a la prolongación del abrigo, chaqueta o traje que se vuelve sobre el pecho por encima de los botones y se extiende alrededor del cuello.
Las solapas proceden de la indumentaria militar por la costumbre que se tenía de desabrocharse la chaqueta o casaca para ganar comodidad. Los sastres mantuvieron el corte que indicaba el cuello de la chaqueta así como la posición del ojal en el lugar en que se abrochaba. De ahí las solapas pasaron a los trajes masculinos y posteriormente, a los abrigos femeninos.
Se pueden distinguir tres tipos de solapas:
  • Las de muesca. Presentan una hendidura en el lugar en que comienza el cuello. Son utilizadas en chaquetas y abrigos que no se cruzan
  • Las de pico. Son solapas de corte en V que apunta hacia arriba justo debajo de la línea del cuello. Se utilizan en abrigos diseñados para cruzarse
  • Las redondas, piezas enteras propias de los esmoquin

Curiosidades

  • El ojal en las solapas de las chaquetas masculina ha servido a menudo de soporte para llevar un clavel u otro tipo de flor.
  • Es posible volver las solapas de los abrigos junto con el cuello para abrigarse. Sin embargo, no está bien visto hacerlo con la chaqueta.




(En las fotografías aparecen las solapas de muesca, de pico y redonda)
 
Según Lewis York, en su recientemente publicado "EL MEJOR LIBRO DE PORQUÉS", nos explica que el príncipe consorte Alberto de Sajonia (1819-1861), casado con la reina Victoria I del Reino Unido, era un hombre que destacaba por su elegancia.

Siendo novios su prometida le regaló una rosa y él, que tenía fama de hombre galante y amable, se hizo un agujero en la solapa de la chaqueta que llevaba puesta para ponerse la flor. A partir de entonces hizo colocar un ojal en todas sus americanas.

Los sastres de la época enseguida pusieron de moda la idea del ojal para llevar una flor en él.

Con el tiempo ese ojal ha servido no solo para las flores sino que para llevar todo tipo de insignias o pins.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada